Se refiere principalmente al oro, la plata, el platino y los metales de platino. De alto valor y no se ven afectados por el tiempo y la inflación.